Cómo salir de patrones limitantes y avanzar

El Patrón que nos limita y que nos impide avanzar.

Todas las personas tenemos un patrón y este patrón es fruto de nuestra genética y también de nuestra experiencia. Marcan nuestra forma de pensar, sentir y actuar y eso va a genera el camino o la dirección que cada uno de nosotros cogemos desde pequeños y que nos va a dirigir hacia lo que vamos a ir construyendo a lo largo de nuestra vida.

El patrón es como un camino, es esa guía que todos tenemos y que aunque queramos salirnos de ella cuesta porque es surco está ya hecho y cuesta romper. En la infancia es maravilloso porque los surcos se están haciendo y cuánto antes veamos cuál es el patrón que se va creando, en relación a lo que cada persona necesita para ser felices, para evolucionar o para transitar las dificultades y superarnos para enfocarnos en nuestro objetivo y desarrollar nuestras potencialidades y nuestros verdaderos talentos.

Aunque una persona sea más habilidoso en un patrón que en otro, por ejemplo hay personas que son muy habilidosas en un patrón mental porque piensan rápido y ejecutan muy bien desde ahí, a lo mejor hay otros patrones que le cuestan más y que tienen que esforzarse más en que formen parte de su vida para poder desarrollarse en plenitud y evolucionar mucho más.

Los adultos debemos fijarnos y observar mucho esto y ver que en la vida del del niñ@ estén todos los patrones equilibrados, dónde puedan experimentar todas las virtudes de cada una de las formas, tanto la forma de sentir, de pensar o de actuar para que puedan crear el camino que le permite superarse y evolucionar.

 

Lo que nos rodea, ¿Qué significa?

La etiquetas, las expectativas, los juicios, los miedos, todo eso que se genera bien por lo grupos que nos movemos, las circunstancias familiares o sociales, los ámbitos que nos rodean y que muchas veces se convierten en limitadores de lo que cada uno podemos desarrollar. Hemos de reconocer cuando los patrones que nos rodean no van con nosotros o no nos potencian.

Siempre desde dentro hacia afuera. Hemos de mirarnos si ese patrón va conmigo o no, si aunque pueda potenciarme o pueda ayudarme en algún momento tenga siempre un referente que es mi propia necesidad, mi propio patrón y lo que yo necesito hacer para avanzar y transitar las dificultades.

No es fácil cuando hay alrededor o cerca de nosotros patrones muy marcados, muy claros y pueden generar que nuestra propia evolución se vea limitada porque me cuesta más coger mi lugar, coger mi patrón que realmente a mi me va bien y que seamos libres y tengamos la libertad de poder elegir y poder cambiarlos.

 

Liberarte de todo lo que te ata.

 

¿Qué nos hace ser libres? Nos hace ser libres ser conscientes de hacia dónde quiero ir, aunque sea difícil o nos cueste pero ser conscientes de este patrón es el que yo tengo, pero este patrón es el que yo necesito. Si tu forma de pensar, sentir, actuar no te está ayudando, no te está facilitando que hagas esos cambios que necesitas no los aceptes porque sí, cuestiónalos y busca en cada uno de ellos los post y los contras que tienes para seguir el camino que en este momento sientes que tienes que coger.

Cuando una forma personal te está limitando porque tienes un patrón muy anclado, a veces hay que correr riesgos y hacer cambios drásticos para salir de ahí. Aunque nos sintamos incómodos es necesario hacerlo porque ese cambio al final generará una evolución.

 

Si te ha gustado este post, no olvides comentarlo.

Esther Ponce Blázquez.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies